info@feriavalencia.com (+34) 96 386 12 00

. For the sake of viewer convenience, the content is shown below in this site default language. You may click one of the links to switch the site language to another available language.

Horas antes de que diera comienzo la quinta edición de BioCultura Valencia, se conocieron algunos datos sobre la producción y el consumo de productos ecológicos en nuestro país, que apunta un crecimien to récord estimado en torno al 20% en algunas regiones, lo que demuestra el alto valor de adaptación y el enorme dinamismo del mundo “bio”.
Especialmente, el sector ecológico está en plena revolución en él área del Turia. Por un lado, laComunitat Valenciana ve cómo no se dejan de abrir nuevos y grandes espacios dedicados a la venta de alimentos orgánicos.
Por otra parte, la quinta edición de BioCultura Valencia ha sido un rotundo y llamativo éxito.
Más de 20.000 asistentes, todo el espacio de exposición vendido, las salas de actividades llenas a rebosar. El universo ecológico es un oasis en un mundo económico, el español, que, pese a las promesas del Gobierno, no acaba de salir del túnel.
Feria Valencia ha sido, este fin de semana, un hervidero de personas, emprendedores, empresas y curiosos que quieren apostar fuerte por una nueva economía, la economía del bien común, una economía responsable y consciente.
Más de 200 expositores han mostrado más de 15.000 referencias de productos de los sectores de alimentación ecológica, higiene y cosmética con ingredientes certificados, textil orgánico, ecomateriales, energías renovables, terapias para la salud, ahorro y reciclaje, medio ambiente, juguetes, artesanías, música y libros BioCultura es mucho más que una feria comercial al uso. El éxito de cada convocatoria reside, no sólo en la variada oferta de producto y servicios expuesta en los numerosos stands, donde no faltan las degustaciones gastronómicas, sesiones de ecoestética y terapias para la salud.
En este caso, han sido más de 150 actividades de todo tipo, entre charlas, coloquios, presentaciones& Incluso los más pequeños han tenido su feria ecológica infantil, en donde han podido disfrutar de un programa muy divertido, con juegos, cuentacuentos, huertos urbanos, sesiones de maquillaje, recetas de cocina… En muchas de las conferencias paralelas a la feria comercial ofrecidas, el aforo de la sala fue superado en número por los visitantes interesados.
La organización lamenta que en algunos casos los visitantes se quedaran sin localidades.
Además, todas las jornadas profesionales y el encuentro de yoga han sido igualmente grandes éxitos de participación. BioCultura ha sumado a la Ciudad del Turia ,que se encuentra en pleno ambiente fallero, una oferta variada de un estilo de vida y de consumo distintos, en los que prevalece el bien común,la salud del ser humano y de su entorno, otra forma de producir, de consumir y de vivir. Una vez más, BioCultura ha demostrado su poder de convocatoria, porque, en palabras de la directora de la feria,
Ángeles Parra, “cada vez son más los que están despertando. Si lospolíticos no actúan, hay una ciudadanía que va a tomar las riendas del asunto, de forma pacífica, adoptando hábitos de consumo en alimentación, sanidad, educación, higiene, construcción . que son una verdadera revolución”.

BioCultura, como nos comentaba una señora que participó en una de las charlas, es “una necesidad social” porque es capaz de aglutinar propuestas encaminadas a cambiar el rumbo de nuestra sociedad hacia un mundo más limpio, más sano, más seguro, más justo y más sutil.
“Esta 5ª edición ha sido la mejor demostración de que BioCultura es una eficaz plataforma para que los profesionales del sector ecológico accedan
al que es su público potencial. Se trata de emprendedores muy creativos, muy despiertos, que ponen el corazón en todo lo que hacen. Son una lección de ‘savoir faire’ para esos políticos y empresarios convencionales que sólo saben quejarse de la situación para seguir viviendo a expensas del erario público. Es una vergüenza que con el dinero de todos se siga subven
cionando a los sectores hundidos, en manos de multinacionales y muchas veces con capital extranjero, en vez de ayudar a los sectores emergentes que son la vanguardia de una economía que tiene futuro y que tiene limpieza, dignidad y sostenibilidad medioambiental y social”.
Desde la Asociación Vida Sana trabajamos en este sentido para transmitirle al público que “nuestro consumo es un voto y debemos sumarnos al gran cambio” afirma Ángeles Parra.
Más info :
redacción@vidasana.org
Pie Feria